Historia del Aeropuerto de Sabadell

El aeropuerto de Sabadell, situado a 10 kilómetros de Barcelona, fue inaugurado en 1934. Dispone de una pista de 900 metros, con 150 adicionales de la zona de seguridad, y actualmente hay más de 200 aeronaves con base en el aeródromo.

En el aeropuerto existen cerca de 20 empresas  que proporcionan trabajo a más de 200 personas y registra más de 60.000 operaciones de vuelo al año. En el aeropuerto de Sabadell se ubica el Aeroclub Barcelona- Sabadell, el primer aeroclub de España que cuenta con más de 1000 socios.

 

Historia del aeropuerto de Sabadell

Nos remontamos en 1910, cuando en Sabadell se despertó el entusiasmo de aficionados a la aviación organizaron una exposición aeronáutica, tras realizarse el primer vuelo con motor en Barcelona. Al mismo tiempo, el alcalde de la co-capital del Vallès solicitó a la Asociación de Locomoción Aérea evaluar la ciudad para la posible construcción de un aeródromo.

En 1919, el aviador Manel Colomer hizo un aterrizaje de emergencia en la zona conocida como Creu Alta de Sabadell, lo que constituyó la primera operación aeronáutica en Sabadell. A raíz de esta maniobra, los pioneros de la aviación catalana Josep Canudas y Manel Colomer aterrizaron con dos aviones en un campo improvisado de la finca de Can Diviu -en cuyos terrenos se encuentra el actual aeropuerto-  para agradecer la acogida de la ciudad de Sabadell.

En 1931, con motivo de la Festa Major de Sabadell, se celebró el primer festival aéreo en el Camp n’Oriac. Posteriormente, se fundó el Aeroclub de Sabadell y poco tiempo después, el alcalde de la ciudad Salvador Ribé, ofreció al Ministerio de la Guerra los terrenos necesarios para el establecimiento de un campo de aviación. El gobierno autorizó al Ministerio a aceptar la cesión de los terrenos, y en 1933 se diseña el proyecto técnico del aeropuerto.

Justo un año más tarde, el día 1 de agosto de 1934, se inauguró oficialmente el aeródromo de Sabadell, para su utilización tanto de la aviación militar como de la aviación civil.

Al iniciarse la Guerra Civil, el aeródromo adquirió relevancia debido a su posición estratégica, por lo que la Fuerzas Aéreas de la República Española lo convirtieron en una de sus principales bases aéreas en la zona.

También se instalaron los talleres de la Aeronáutica Naval, en los que se terminaron de construir los primeros 230 aviones Polikarpov I-15 de una serie de 300.

Tras el comienzo de la Ofensiva de Cataluña, a inicios del año 1939, producción de cazas cesó y el personal se redujo a un grupo de mecánicos. Unos días después, el 27 de enero, entraron las tropas franquistas y días después los aviones de la Legión Cóndor, desde cuya base continuaron operando durante la campaña de Cataluña.

En los años de la posguerra se ralentizó nuevamente el desarrollo del aeropuerto. En 1949, tras la celebración del Festival Aéreo Internacional y la creación del Aeroclub Barcelona-Sabadell en 1953, se impulsó nuevamente la actividad del Aeropuerto de Sabadell.

En 1954, el Ministerio del Aire aceptó oficialmente la cesión del aeródromo, con una extensión de 76 hectáreas. Inicialmente, se destinó esta extensión a aviación militar, por lo que se construyeron hangares, almacenes, depósitos y un taller de reparaciones.

En julio de 1965 se retiró la dotación militar y en 1970, el impacto de las servidumbres aeronáuticas se redujo debido a una nueva normativa, permitiendo la expansión urbana e industrial en los alrededores. De manera casi simultánea, la actividad aeronáutica creció por nuevas actividades aéreas: lucha contra incendios, vigilancia de tráfico y emergencias médicas

La nueva pista de 900 metros, de la cual hemos hablado inicialmente, se inauguró el 14 de junio de 1970. Ese mismo año, se volvió a realizar un festival aéreo con la participación de aviones F-104 Starfighter.

La torre de control se inauguró en 1977 y en 1979 se incrementó el tráfico debido a que se estableció, según una orden del Ministerio de Transportes y Comunicaciones, el vuelo para pasajeros con aviones ligeros. Por lo tanto, aeródromo de Sabadell se abrió al tráfico aéreo nacional e internacional a partir de ese mismo año.

 

EAS Barcelona dispone de una amplia oficina en el aeropuerto de Sabadell, en el edificio de la nueva torre de control, desde donde se gestiona la flota y donde se realiza por parte de instructores y alumnos los preparativos de cada vuelo, y de hangares de estacionamiento.   Las sesiones de vuelo por parte de nuestros alumnos parten habitualmente desde éste aeropuerto-base.

EAS Barcelona Cursos de Piloto

0/5 (0 Reviews)
0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *